¡Aviso a navegantes! | SANDRA BARNEDA | WEB OFICIAL | Periodista. Presentadora de Tele5. Escritora
15532
post-template-default,single,single-post,postid-15532,single-format-standard,qode-quick-links-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode-theme-ver-11.0,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1.1,vc_responsive

¡Aviso a navegantes!

Mi primer post

¡Aviso a navegantes!

Es condición imprescindible todo lo que escriba ponerlo en ‘en cuarentena’.

‘En Cuarentena’ publicaré mis opiniones sobre cuestiones que me interesan, me encuriosan, me divierten, me enamoran, me pervierten, me cabrean, me indignan, me entretienen, me alucinan, me fascinan…aquello que se han quedado en el pasado, que es de nuestro ahora o rescato del cementerio del olvido.

 
Todo desde la antropológica visión de mi particular ‘Cuarentena’; la mirada de mujer de 41 que esperaba llegar a tener las cosas claras a esa edad y se ha enganchado al –todo es mutable, todo se mueve, nada es fijo-.
He comenzado deconstruir creencias y valores que estaban tan pegados a mi persona que me sostenía la venda en los ojos de cómo deseo ver y vivir la vida. En el tobogán de la deconstrucción, donde pisas arenas movedizas y sientes que se te has abandonado a un delirio de crisis por la cuarentena, prosigo cada día más complaciente conmigo y con el mundo, aunque para algunos mundos, le resulte más combativa :-).

Lo de -¡Yo soy así!-lo dejo para otros. Todo se mueve y, depende de la velocidad, viajo en un tiempo distinto y, no soy distinta a ti, según Einstein. Aunque… ¡mejor ponlo en cuarentena! 🙂 ¡Qué fascinación el número 40 ha tenido en mí desde pequeña! La taza donde dejaba el cepillo de dientes en el baño decía en inglés –Life begins at 40- Yo lo veía mientras me aburría esperando que pasara el tiempo de limpieza y echar la pasta al lavabo, pero no entendía, no imaginaba que podía ser que tuviera que ver con el número 40. Un día que –siendo sincera- no recuerdo le pregunté a mi hermana mayor -¿Qué significa?- ¡La vida empieza a los 40- Muchos años me llevó a entender la máxima; tantos como que no lo supe hasta que cumplí ¡los 40! En ese momento, como si de un acto psicomágico se tratara, toda yo comencé a aplicar inconscientemente lo de ‘la cuarentena’. Mi vida entera se puso ‘en cuarentena’ y me di cuenta que poco espacio le daba a la reflexión y cuánto a las afirmaciones, a las máximas que parecen contener el todo, pero en el fondo son un pozo a la holgazanería mental. Caí en picado buscando la teoría del todo que explique ¿Qué hacemos aquí? Leí a Hawkings y me perdí en la física cuántica, aunque pronto decidí que debía mirar en mi un poco más antes de entender el universo.

R E  F L E X I O N A R una palabra que parece que tiene un peso mayor que el resto con sus mismas letras, que cuesta hasta pronunciar y quizás antes de terminar su fonética ya te has dormido. ¡R E F L E X I O N A R! No es otra cosa que tomar aire para respirar, ser consciente de lo que ocurre en tu HOY y practicar la generosidad para el YO. Darte tu tiempo, como quien quien practica Yoga o se fuma un canuto. No hacer las cosas en el automatismo y no creer en todo lo que se nos dice. Cada uno lo hace a su manera, como quien medita a 8 mil metros y otro dentro de un vagón

de metro mientras otros escuchan a Estopa a su lado. Aplicar la teoría de la ‘Cuarentena’ no significa vivir en la desconfianza permanente, pero sí practicar el poder de la relatividad. Dejar atrás los absolutismos: no creer en Trump-osos ni en In-Maduros, no estar a un lado ni a otro sino en tu lado que es único y tan válido como coexistir con la sensación que eres una especie en extinción: única e irrepetible. Lo mismo que estos posts que, aunque lo deseara, aunque lo intentara, serían distintos siempre. Jamás saldrían igual porque todo, desde que empieza está ‘ en cuarentena’ Sobre ese paraguas practico mis certezas si es que existen…no si esfuerzo porque la tendencia es movernos en fijezas con la idea tan falsa de que así vivimos más felices, nos conocemos más y conocemos más el mundo.

Todo se mueve, nada es fijo ¿Da más miedo verdad?

Nada es permanente, todo es mutable

De nuevo me remito a la maravillosa frase de Einstein –“ La mente es como un paracaídas, sólo funciona si se abre”

Desde este prisma de todo lo que diga aquí será puesto ‘en cuarentena’ por mi misma, espero que sirva como contenedor de intercambio, de descubrimientos, de todo aquello que en mi AHORA me apetezca compartir.

Espero que, de la misma forma que está siendo una aventura mi ‘cuarentena personal’ se convierta este blog en un viaje interesante por los cortocircuitos de mi propia mente y la locura de estar vivos.

¡Atrévete y vive la vida ‘En Cuarentena!

Etiquetas:


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies